El convento data de 1693. Tiene acceso por la esquina de Esquiú y Rivadavia. Aquí estudiaron los mismos tres obispos bautizados en el Santuario del Señor de los Milagros en La Tercena Con diez años, luego de la muerte de su madre, Mamerto Esquiú ingresa al convento para iniciar la carrera sacerdotal. A los dieciséis hizo la Profesión Solemne o perpetua de los tres votos en la Orden Franciscana. Con dieciocho años, fue nombrado director suplente del colegio San Francisco. Posteriormente profesor de Filosofía a nivel superior y más tarde de Teología para los que seguían sus estudios para sacerdotes.

Por ser tan joven y no tener la edad canónica, debió esperar 7 años para poder recibir el Orden Sagrado. Se le dispensaron dos años y se ordenó sacerdote en 1848

En el Convento se conservan la celda de Fray Mamerto Esquiú. También restos del claustro colonial, de sobria arquitectura y anchos muros de adobe, único testimonio de la época en la ciudad.

El museo fue fundado por Fray Mauro Acuña, en octubre de 1996. Está ubicado al lado de la celda del Padre Esquiú. Contiene pertenencias del fraile, como ser un crucifijo que solía llevar en sus misiones y que después de su muerte quedó en poder del Padre. Solano Cuello, quien lo donó a este museo. Existe un tapiz de aproximadamente 4 x 2,60 m, confeccionado por la Fábrica del Alfombras de Catamarca, donde se han plasmado pasajes de la vida de Fray Mamerto.

En 2007 se inauguró. Y en la actualidad se encuentra en proceso de puesta en valor. Entre los objetos que fueron restaurados se encuentra un solideo confeccionado en hilo y seda, un rosario de madera, medias, la canastilla en la que fuera trasladado el corazón del P. Esquiú desde Córdoba a Catamarca. Entre el mobiliario encontramos un escritorio utilizado por el mientras fue Obispo en Córdoba y el catre donde durante su estadía en el Convento
Producción: Los Cabrera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.